Óscar Rodrigo

 

Cuando era pequeño imaginaba que había una cámara grabando mi vida todo el tiempo y que la chica que me gustaba, o mis mejores amigos, estaban viendo lo guay que yo era a cada minuto del dia.

No sé si eso es vocación de actor o algún trastorno serio de la personalidad... En fin, por el momento no me han encerrado en un manicomio así que confiemos en que sea lo primero.
                                                           
Con estas ínfulas de protagonista he malgastado la primera mitad de mi vida haciendo música con la única intención de dejar alguna tonada de tres minutos para la posteridad. Como parece que no lo he conseguido, malgastaré la otra mitad de mi vida en dar el cante en otros escenarios.

 

Espero que podamos disfrutar el camino juntos mucho tiempo.

 

 

Puedes seguirnos también en las siguientes REDES SOCIALES:

 

FACEBOOK   

YOUTUBE

INSTAGRAM